Pin It

Creencias contradictorias en la maternidad: El mundo al revés


Desde hace cierto tiempo, me han llamado la atención, una serie de actitudes sumamente contradictorias que se suscitan en torno a creencias muy arraigadas en la sociedad acerca de la maternidad. Intentaré relatar algunas, y agradeceré mucho que me ayuden a completar la lista:
"Quiero que me hagan cesárea para no sentir el dolor de parto" 
Como hemos contado en artículos anteriores, el dolor de parto es algo subjetivo, sobre todo habiendo mujeres que han tenido un parto sin dolor - incluso partos orgásmicos - sin haber necesitado medicación. El dolor del parto depende en gran medida de nuestra predisposición, del ambiente de intimidad, apoyo, compenetración, relajación, respeto a los procesos de la mujer durante el alumbramiento. Por otra parte, no olvidemos que la cesárea es una cirugía abdominal mayor, y hago un inciso aquí para aclarar que en este caso me refiero a las cesáreas electivas, perfectamente respetables, porque son decisión de la mujer, pero a mi parecer, una elección basada en el miedo, posiblemente también en falta de confianza en el cuerpo. Muchas otras mujeres son coartadas y acceden a una cesárea innecesaria a conveniencia médica, con todas las implicaciones que esto tiene, tanto para la madre, como para el recién nacido desde todos los puntos de vista.

"Es que usa el pecho de chupete"
Apple iPod touch 64 GB (4th Generation) NEWEST MODELEste es otro clásico, a ver, vamos a aclarar algo primero ¿Quién vino primero, el pecho o el chupete? Sería casi como decir, estás usando ese LP de iPod. No. la gente que usaba LP en los ochenta (y antes más aún), no sabía que algún día se inventaría un aparato en el que pudiéramos meter miles de LPs. En fin, la humanidad ha sobrevivido gracias al éxito de la lactancia hasta antes de la era de la leche artificial. Ha sobrevivido porque esas madres han tenido un buen suplido de leche, gracias a la succión (mal denominada) no nutritiva, tanto como la nutritiva (en la que se observa deglución por parte del lactante). Con esto no pretendo criticar el uso del chupete, sino simplemente aclarar que si damos un chupón al niño, se lo damos en lugar del pecho (no al contrario), y sólo en momentos puntuales. Aunque obviamente no debe substituir la lactancia materna, porque como hemos dicho anteriormente, la estimulación que realiza el niño al succionar es necesaria para tener un adecuado suplido de leche.

"Llévalo en cochecito para que descanses" (mientras llevas tu bolso cerquita, colgado del hombro)
Design Go Luggage Travel Trolley, Black, One SizeEste tema surgió tras una conversación con mi abuela materna, a quien adoro, mientras mirábamos maletas en un gran almacén. Como yo casi siempre llevo una cartera muy grande, y casi siempre llevaba a Sam en brazos, o en portabebés y ella desde siempre se preocupa por mi espalda, me dice entre risas mirando uno de estos carritos que se usan para llevar las maletas de mano que no tienen ruedas: "¿Y por qué no te compras uno de estos para llevar tu bolso?" La verdad es que tiene mucho sentido lo que me dijo: En esta sociedad esta bien aceptado llevar al niño en un carrito y el bolso colgado, y es un poco extraño ver a una mujer con el niño colgado y el bolso en un carrito...

"Dale un par de bofetadas para que aprenda"
Otra contradicción estrella, suele ser usada para decirle a los padres que si le damos dos golpes a un niño, éste aprenderá, por ejemplo a no pegarle a otros... ¿Tiene sentido? Está más que demostrado que los niños aprenden por el ejemplo, eso de "haz como digo, no como hago" no tiene mucho sentido tampoco. Es como los padres que se enojan porque sus hijos adolescentes comenzaron a fumar, pero han fumado delante de ellos ¿o mejor digo encima? desde que nacieron prácticamente...

Para ilustrar que los niños aprenden del ejemplo que les damos, los invito a ver este video, titulado Children see, children do (Los niños ven, los niños hacen).




 "Déjalo llorar para que aprenda"
¿Y qué va a aprender un niño a quién dejamos llorar? Que mamá no vendrá, que haga lo que haga, lo que intenta comunicar no será recibido, ni comprendido, así que deja de comunicarse. Luego tenemos a un niño dócil, que nunca se queja, nunca llora, no protesta. ¿Muy cómodo, no? Después llegan a la adolescencia y los padres se quejan de que no logran comunicarse con sus hijos. Sus hijos a quienes han mandado el mensaje de "no te comuniques, que no te estoy escuchando" un montón de veces cuando eran pequeñitos...

"No lo mimes tanto, que se malacostumbra"
¿Acaso los mimos son una mala costumbre? ¿Es preferible que se acostumbren a los golpes desde temprano, cierto? Luego vemos a esas mismas personas siendo adultos en relaciones afectivas tóxicas, de maltrato verbal, frialdad, poco o nulo cariño, o incluso violencia física. ¿Por qué? Sospecho que puede haber relación con que desde chiquitos los hayan malacostumbrado a la falta de afecto, ¿no creen? Lo siento, prefiero que mi hijo se acostumbre al cariño, a los besos, abrazos y mimos, desde pequeñito :)

"Ponlo en la cuna directamente para que aprenda a dormir solo"
¿Y para qué queremos que aprendan a dormir solos? ¿Tiene sentido que en la época en la que nuestra personalidad aún no está formada, en la que somos más dependientes de nuestras madres y/o padres, tengamos que aprender a enfrentarnos solos a la larga y oscura noche mientras que de adultos se acostumbra dormir acompañado?

"Dale pecho a demanda, pero no le des antes de que pasen dos y media a tres horas"
A ver, otro sin sentido de la lactancia materna: Si damos el pecho a demanda, pues no hay horarios, ni restricciones. El pecho y el biberón se dan a demanda. Cuando al niño le apetezca, por eso lo está pidiendo, ¿no? No para molestar, ni manipular, ni porque sea un malcriado, simplemente porque necesita el pecho ya sea para alimentarse a nivel físico, emocional, o espiritual, o porque le apetezca la cercanía con mamá, todas razones igualmente válidas.

"Cuando tenga dos meses, espacia más las tomas, el niño ya debe ser capaz de aguantar de 4 a 5 horas sin volver a tomar el pecho"
Este es aún más ilógico y atroz. Si el niño está tomando el pecho, sabiendo que la leche materna es el alimento más digesto que existe para él, sabiendo que se digiere en menos de 45 minutos, y que está en constante crecimiento, por lo cual sus requerimientos nutricionales irán en aumento, ¿cómo podemos pretender que coma lo mismo, dejando pasar más y más horas de por medio cada vez? Es como decir que si le damos a un niño de 2 años media banana de merienda dos horas después del almuerzo, pues a un adulto hay que darle media banana de merienda dieciocho horas después del almuerzo, ¿tiene sentido? Por supuesto que el requerimiento nutricional y el apetito se estancan en varias etapas, por ejemplo, como comenta Carlos González en Un Regalo para Toda la Vida, un niño de 9 meses come menos que un niños de 18 meses, porque su crecimiento es más lento en esta etapa (refiriéndose a la alimentación complementaria, no al pecho).

"Si está volviendo a pedir el pecho es porque tu leche no lo llena, dale un biberón y verás qué bien le sienta. Tienes a ese niño pasando hambre, por eso pide amamantar tan seguido"
Otra gran contradicción, el biberón "de ayuda" o complemento, contrario a lo que implica su nombre, no ayuda, sino que contribuye a bajar el suplido de leche de la madre, lo cual tarde o temprano, derivará en más complementación con leches artificiales y a que la madre se quede sin leche, haciendo fracasar la lactancia materna. Si el niño vuelve a pedir el pecho es porque le apetece, porque la leche materna es digesta, o simplemente porque quiere sentir el calor, confort, cercanía y cariño de su madre. ¿Acaso si te apetece un café o una trufa de chocolate después de la comida, no te los tomas? Pues lo mismo con el pecho, simplemente le apetece amamantar otro rato.

"Pero ponle límites para que aprenda"
Como hemos comentado en un artículo anterior, los niños tienen límites naturales, los límites que sí debemos ponerles por su seguridad, no son precisamente a los que se refieren las personas que usan esta frase, suelen hacer alusión a prohibiciones que no son de vida o muerte, sino simplemente para marcar territorio y autoridad, y a menudo desencadenan rabietas. ¿Si no tienes prisa, qué tiene de malo complacerlo y quedarse 10 minutos más en el baño, si el niño lo está disfrutando y te lo pide?

¿Y tú? ¿Qué otras contradicciones has observado en torno a la maternidad? ¿Nos las cuentas?

Foto © moodboard/Corbis

14 opiniones:

Pilar dijo...

A mi me sorprende esa madre gritando a pleno pukmón diciendo ¡¡¡no gritessss!!!!
Cuántas contradicciones!
Estupendo artículo Louma!
Muack!

Pilar dijo...

De las peores contrariedades, a los 6 meses de amamantar, tuve una rinitis alergica, y un Dr me receto que dejara de amamantar a mi hija para que se me quitara la alergia !!! Que contrariedad si la leche materna es justamente para que mi hija sea menos propensa a las alergias !! Obviamente no hice caso y sigo dando teta !

Vivian dijo...

Excelente, Lou! Comparto! :)

Xochitl dijo...

la pediatra de mi nene!! me dice: que duerma en su propia cuna necesita su espacio y ustedes tambien y descansan todos mejor!!!

Queee!!!!! si asi descansamos muchisimooooo solo me volteo nos acomdamos toma pecho y a dormiiir...

Broken Fortune Cookie dijo...

Yo quería un parto natural, pero tuvo que ser cesárea, y yo de verdad no entiendo a todas esas personas que dicen que "no duele". ¿NO DUELE? ¡CLARO QUE DUELE! Primero el piquetazo de la epidural (que bueno, a veces solo molesta, no duele), y luego, si bien no sientes dolor durante el procedimiento, por supuesto que sientes TODA la manipulación ¡y no es una sensación agradable! Mi médico trató de ser lo más delicada posible y yo aún así sentía todos los jaloneos y demás y le decía a mi marido al final "es que siento como si me estuvieran aprentando durísimo el estómago". Al otro día, cuando me quitaron el tubito de la anestesia ¡¡yo sentía que me MO-RÍ-A!! Recuerdo que alguien me fue a visitar y yo no podía ni hablar del dolor, solo movía la cabeza y le pedía a mi marido que me dieran "algo". Me dieron analgésico por dos semanas pero por supuesto que me seguía doliendo.

¡Una cesárea es una cirugía mayor! El que diga que no duele o no molesta está mintiendo descaradamente. A mí la herida me dejó de molestar hasta mucho tiempo después. Estoy SEGURA que el parto natural, aunque puede ser más doloroso en el momento del alumbramiento, es mucho más aguantable en los días posteriores.

Si la cesárea es electiva, adelante, cada mujer tiene derecho de escoger cómo parir, pero por lo menos hay que estar bien informadas y saber que SI VA A DOLER.

mOon*KatitO dijo...

estoy completamente de acuerdo contigo Broken Fortune Cookie, mi cesarea fue igual de dolorosa (fisica y espiritualmente) eres solo un espectador, y ni hablar de la recuperacion, cuesta el doble levantarte aunq sea un poco para cambiarle el pañal a tu criatura, que pues ni modo lo tienes que hacer y lo haces por que lo haces, pero si es un calvario,

Otro punto si quisiera decir, acerca de lo del "El pecho y el biberón se dan a demanda"
yo no creo que el biberon se deba dar a demanda, para las mamas que no pudimos o no quisieron dar pecho si hay que aclarar que es peligrosisimo dar biberon a demanda a los peques, y tu lo sabras bien louma, es causante (ya de por si al darlo cada 3 horas) de caries, enfermedades bucales y de vias respiratorias, deformacion de la boca etc, tu lo sabras decir mejor que yo lou, y he visto en miles de ocaciones a mamis q asi como las crias piden el biberon se los dan sin ninguna restriccion, y pueden andar con la mamila en la boca todo el dia, ahi si, la verdad yo ya no estoy de acuerdo :( corrijanme si me equivoco. (del pecho ni hablar ese si cada dos minutos si lo desean ;))

Carlos dijo...

Muy interesante, Louma, hay cosas que te leo que ya tengo medio preparadas yo para mi blog, jeje, no pienses luego que te copio :-P

Añadiría una contradicción más:
"la teta es muy esclava"
Hemos tenido en casa sobrinos que tomaban biberón, y me parecía super absurdo levantarse por la noche para preparar el biberón, calentarlo, que me quemo, lo enfrío un poco, después lo lavo...

Es cierto que sería mi mujer la que debería comparar, pero ella lo solucionaba metiendo a Sara un ratito en la cama a mamar. ¡El biberón sí que es esclavo!

Amor Maternal dijo...

Sí, Pilar, ese es otro típico… ¡Gracias!

Cierto, Pilar, no le encuentro ningún sentido, has debido preguntarle cuál era el mecanismo para que cesaran tus alergias al destetar :S Qué bueno que seguiste, así tu nena tendrá menos probabilidades de pasar por lo mismo :)

Vivian gracias :)

Xochitl, es que muchos pediatras no se enteran de estas cosas, no entiendo cómo rechazan el colecho cuando combinado con la lactancia ofrece tantos beneficios, entre ellos la disminución de la propensión a la muerte súbita y un mejor descanso de toda la familia al disminuir el número de despertares nocturnos…

Cookie, gracias por aportar tu testimonio como madre que ha pasado por una cesárea, creo que muchas mamás no se enteran y siguen eligiéndola creyendo que es una opción más fácil, indolora e inocua… y lamento que hayas pasado por eso :(

Moon, qué bueno que saques este tema, te cuento, la caries es una enfermedad multifactorial, lo cual quiere decir, valga la redundancia, que con la presencia de sólo uno de sus factores predisponentes, no se desencadena la enfermedad (en este caso la presencia de azúcares en boca). Debemos, además de cuidar la dieta, cuidar sobre todas las cosas la higiene y la salud bucal *de los padres*, recordando que la caries es una enfermedad infectocontagiosa, por lo cual, para padecerla, debemos tener en boca las bacterias causantes (además de algunos de los demás factores). Con esto no quiero decir que si damos pecho o biberón a demanda, podemos quedarnos tranquilos, sino todo lo contrario: la salud bucal de nuestros hijos es algo de lo cual debemos hacernos cargo activamente, tratando de cubrir todos los puntos posibles para evitar la caries, entre otras enfermedades.

Dicho esto, desde el punto de vista del bebé, ¿Qué culpa tiene él de que su madre haya elegido un tipo de lactancia u otra? (indistintamente de que haya sido una elección basada en preferencias, o en posibilidades, o en condiciones médicas subyacentes que imposibiliten la lactancia, que no vienen al caso ahora). ¿Por qué un niño que toma el biberón habría de pasar hambre? ¿Si está pidiendo leche de nuevo, debe tener hambre, no? Obviamente habiendo descartado antes, otras causas de llanto, y sin forzarlo nunca a tomarse un biberón…

Carlos, no me extraña, jeje, creo que como todos estamos "entonados" con nuestros instintos, y tenemos filosofías similares, nos inspiran los mismos temas, luego pasaré a ver cuando publiques, que seguro tendrás un punto de vista muy interesante :)

Con respecto a la esclavitud de la teta, estoy de acuerdo, cero gastos, cero mantenimiento, cero insumos, cero quehaceres, el único "pero" es aprender una buena posición y olvidar el reloj, siguiendo al bebé como guía, ¿fácil, no? ;)

JulieFernn dijo...

Louma, justo escribí sobre "la confusión del pecho-chupete" en mi blog el otro día!!! Se quedan perplejos cuando les respondo eso. Me alegra ver que no soy la ùnica que así lo entiende!!

Bueno, esto no me lo dijeron a mi pero lo leí online: "hay que dar el pecho a libre demanda, pero que sea más o menos cada 3hs y aproximadamente 15 minutos de cada pecho". Tragicómico, pq lo dijo una profesional de la salud... un desastre!!

El último comentario incoherente que me hicieron a mi fue "si no le sacás la teta, no va a dormir nunca en su cuna"... o sea, que si lo desteto a mi bebu se le van a ir las ganas de dormir calentito y abrazado a mamá, porque según esa teoría solo me quiere porque yo tengo la comida. En fin... si la gente se diera cuenta de que en esos comentarios dejan ver toda la envidia y los celos que tienen guardados, creo que callarían más seguido.

Diana dijo...

Hace poco vi cómo una madre pegaba a su hija, porque su hija le había pegado mientras ella decía "no me tienes que pegar". Bueno, en qué quedamos?

Anuska dijo...

Estupenda entrada, me encanta!
Una de las grandes contradicciones con que me he encontrado, ha sido cuando he pasado por una obstrucción y por una mastitis. En ambos casos, es bien sabido de todos (o no) que lo que hay que hacer es extraer leche. Pues todos me decían cosas como "aprovecha ahora para dejar de amamantar", "sácate leche con el sacaleches en lugar de con la peke".
Pero vamos a ver, no se supone que hay que extraer la leche? y no es cierto que quien mejor sabe hacerlo es mi hija que llevaba por entonces (con la mastitis) más de año y medio mamando?
Comparto!

Anónimo dijo...

Respecto a lo de pegar, cuando mi peque me pega, le digo q no se hace, y repite, entonces, suavemente, le paso la mano por la cara, desde la frente a la barbilla. Le molesta muchísimo, no le hago daño y le digo. A mamá tampoco le gusta q le pegues, le hage pupa. Y es como si se diera cuenta de que molesta. No se si lo hago bien o no, pero me parece mejor opción que pegarle para decirle q no se pega

ManCan dijo...

"Dejala caminar sola sino no va a aprender nunca!" Aprender qué? Si no tiene equilibrio aún... Ah, capaz quieren que aprenda a llorar decepcionada porque nadie le da una mano para llegar a su objetivo... O a golpearse y, por miedo, retrasar su caminata... No molesten!!! Por favor!! Los chicos caminan cuando están listos y punto, no hay que enseñarles nada!!!!

María Eugenia Corbo dijo...

Yo la contradiccion que veo es que nuestras madres y abuelas que nos criarion y educaron, y se supone que con amor, tantas veces esten con consejos como "no le des brazos", "no le des tanto el pecho", como si ellas no lo hubieran hecho asi con nosotras. Yo creo que si como madre, a una le surge dar amor a su hijo, es porque de algún lado lo recibio y lo repite... de donde si no fue de ellas?

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts with Thumbnails
 
Diseño © 2009-2014 BlogDesign.es - Textos © 2009-2014 Louma Sader Bujana