Pin It

"Mi bebé se muerde las manos cuando hace una rabieta"


Hemos recibido muchas Consultas de Mamá a Mamá, y las iremos publicando poco a poco. Hoy hablaremos de rabietas, concretamente de un bebé que se muerde las manos cuando tiene un berrinche. Nos ha escrito una mamá que cría con apego y respeto, que duerme con su bebé y que lo amamanta. El niño tiene 15 meses y comienza a tener rabietas muy fuertes durante las cuales se muerde las manos, lo cual obviamente preocupa mucho a su mamá. Si alguien tiene experiencia con esto, un consejo, alguna idea, o simplemente una palabra de aliento para esta mamá, por favor déjenla en los comentarios*.

¡Hola Louma!

Mi bebe tiene 15 meses. Es un bebe con lactancia materna y con todo el apego que puedo darle considerando que trabajo fuera de casa 10 horas de lunes a viernes. Colechamos y es sumamente amado tanto por papá, mamá y abuela (quien lo cuida mientras yo trabajo). Todo mi tiempo libre hasta el ultimo segundo es para él.

En fin, a lo que vamos: tiene un mes aproximadamente mordiéndose las manitas muy fuerte cuando hace alguna rabieta. Entiendo que las rabietas son parte normal de su desarrollo pero me preocupa que se haga daño. Obviamente trato de evitar situaciones en las que él sienta frustración pero a veces es inevitable, alguien deja algo "indebido" a su alcance, él lo toma y al intentar quitárselo viene una inmensa rabieta y junto con el llanto y los gritos, se muerde sus manitas. :-(

Yo me bajo físicamente a su nivel, lo veo a los ojos, hablo con él, le digo que me preocupa que se haga daño lo más tranquilamente que puedo, le beso las manitas, lo acaricio, pero no sé que más hacer. Estoy realmente preocupada.

¡Gracias por tu ayuda!
Por favor no duden en compartir este artículo con quienes crean que pueda nayudar a esta mamá, gracias.

¿Y tú? ¿Te ha pasado algo similar? ¿Qué haces con tu bebé cuando sufre una rabieta? ¿Cómo alivias la situación?

Si gustan enviarnos una consulta, por favor sigan las instrucciones publicadas aquí.  Gracias por sus comentarios* :)

Foto © amanaimages/Corbis

*Hemos abierto para las consultas los comentarios anónimos para facilitar la participación a aquellas personas que aún no tengan usuario de Google (Gmail, Blogger, OpenID).

5 opiniones:

Bere dijo...

No pasé por algo así, pero se me ocurre que use una mordedera, así no se lastimaría y descargaría el enojo el bebé

Silvia Puebla dijo...

Yo aun no paso por eso ya que mi bebé tiene apenas 4 meses, pero mi mamá que también nos crió con mucho apego le decía a mi hermano exactamente lo mismo que tú. Lo abrazaba fuerte y hablaba con él, si mi hermano por ejemplo no alcanzaba algo: ella le ponía las cosas con las que podía jugar un poco más a su nivel para que se esforzara y a la vez no hiciera el berrinche. Recuerdo que fue una etapa muy intensa ya que mi hermano se quería meter la mano hasta adentro. Un día recuerdo que ya no sabia que hacer, lo dejó hacer su berrinche y cuando se calmó habló con él, le dijo que a ella no le gustaba que se pusiera así porque no sabia que tenía y le preocupaba, le compró una batería de juguete y mi hermano descargaba ahí su enojo. Su berrinche a veces era xq quería que locargaran o tenía calor. Espero te sirva ya que muchas señoras le decían a mi mamá que nos pegara o que mínimo nos diera con el cinturón, ella les decía que si pero no les decía cuando.

yolizca dijo...

Pues aqui estoy a las 5 am de México y con la reinis ya despierta. Mi nena es corajuda, tengo que aceptarlo (15 m también). Mi madre también me la cuida, también trabajo, pero por proyecto. Ahorita estoy con un mucho trabajo asi que se queda muchas horas con ella. También doy lactancia y también colechamos.
También tiene rabietas pero no recuerdo que se muerda las manos... hace menos de una semana fuimos a ver guarderías pues se me metió en la cabeza que tal vez era tiempo de llevarla. No sabes cuánto llore. Con escasos veinte minutos ella cambió tanto! Se lleno de miedo, lloraba con mucho sentimiento, fue un día difícil para las dos. En cierto momento se empezó a morder las manos. Solamente fui a ver tres guarderías y no volví. Yo también terminé llorando.
He decidido mejor dejar pasar el trabajo o ver la forma de que mi madre me la cuide más a tener que dejarla en una guardería. Asi que esa es la única vez que la he visto morderse las manos. Cuando estuvo muy peque también lo hacía pero luego lo dejo.
Cuando hace rabietas que quiere algo he aprendido a mejor ofrecerle otra cosa, algo igual de tentador que no la vaya a hacer daño. No es lo mismo una pluma con punto revertible, que no puede aún hacer funionar, a una con la punta fija. También he aprendido a ser menos aprensiva, por ejemplo al bajar un escalón pequeño. Cuando llega a agarrar algo y no tengo nada a la mano para intercambiar me pongo a hacerle carotas, a jugar, bailar, cualquier cosa para distraerla y quitarle lo que trae. :S
Otra cosa es que me he dado cuenta que ya tiene mucha más energía asi que la dejo caminar mucho, subir y bajar escaleras, correr por una terraza que tenemos, etc. De tal forma que tenga como sacar la energía.
Y por último, la he enseñado a darme la cosas, asi tal cual como tomarse las medicinas. Ayer simplemente le puse sus gotitas porque estaba con gripe y asi sin pensarle se la chupo. Me sorprendió porque ni le pensó. Pero para llegar a esto pasamos por el enojo de darselas a la fuerza a darselas poquito a poquito, a luego darle a probar una gotita para que supiera que era, a tomarmelas yo también, y asi. Con las cosas igual, hay veces que encuentra algo que sabe que no debe agarrar y en vez de ponerse a jugar con el me busca y yo ya estoy con la mano extendida. Ya ni dice nada.
Asi que te aliento a paciencia y más paciencia.

Amor Maternal dijo...

Creo que darle una válvula de escape para expresar físicamente su enojo puede ser una opción, por ejemplo, como dice Bere, un mordedor, o como comenta Silvia un tambor o batería, otra opción podría ser una almohada.

Una idea complementaria podría ser darle recursos verbales para validar lo que siente, por ejemplo nombrando sus emociones, si aún no habla, diciéndole algo como: "Estás enojado, cielo, lo sé, es que el control remoto es muy interesante, pero si se estropea, luego no podremos ver tele", y ofreciendo una alternativa, como sugiere Yoli: "Mira tu teléfono, también tiene botones, y son de colores, vamos a llamar a la abuela a ver si nos acompaña al parque esta tarde, ¿quieres?".

Yoli qué bueno que hayas pillado que el asunto guardería las ponía igual de tensas a las dos, probablemente no es el buen momento, y tengo fé que encontrarás la manera de estar juntas, o dejarla con tu mamá más tiempo, al menos hasta que estén preparadas ;)

Creo que las rabietas disminuyen mucho a medida de que los niños aprenden a gestionar y expresar sus emociones, y a negociar (ya un poco más grandecitos), "Ok, mamá, déjame jugar con el control remoto y tendré cuidado de que no se me caiga", por ejemplo... y a medida de que seamos un poco más flexibles también.

xabelita77 dijo...

Hola!Mi niña de casi 2 años también se muerde su mano cuando se enfada porque no le dejamos hacer algo. Es frustrante porque por un lado quiero pasar de ella y no darle importancia, pero por otro me preocupa que se haga herida. No se si será por ser hija única o porque está muy apegada a mi y yo trabajo mucho, no se.

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts with Thumbnails
 
Diseño © 2009-2014 BlogDesign.es - Textos © 2009-2014 Louma Sader Bujana