Pin It

Tres consejos para calmar los berrinches, las rabietas o las pataletas de tu niño




Entre los dos y los cinco a seis años de edad, a veces un poco antes, suele comenzar la típicamente llamada "edad de las rabietas", o "los terribles dos años", que en realidad, no tiene por qué ser terrible ni causarnos temor o estrés alguno.

Basta con conocer algunas maneras de prevenir las explosiones emocionales de los más pequeños que suelen ocurrir a estas edades, saber cuáles acciones adultas pueden hacer daño a los niños y tener en cuenta estos tips cuando sí ocurran:
  1. Haz un ejercicio de retrospección: Trata de recordar cuáles actitudes de tu mamá te reconfortaban cuando llorabas siendo niña y cuáles te hacían sentir mal. En pocas palabras: ponte en el lugar de tu hijo.
  2. Presta atención a los patrones de tu pequeño: Si notas que determinadas situaciones siempre acaban en lágrimas y gritos, procura evitarlas dentro de lo posible.
  3. No discutas en medio de la rabieta: Si bien las pataletas son una oportunidad de dialogar y negociar con tu hijo en busca de soluciones armónicas para toda la familia; desde el más pequeño hasta el mayor, es bien difícil que tu hijo logre escucharte en medio de llantos, gritos y patadas. Procura dejar la conversación para cuando tu hijo esté calmado y más receptivo.
Si tu peque está viviendo esta etapa y te han gustado estos consejoscreo que te va a encantar mi clase online gratuita sobre este mismo tema. Echa un vistazo aquí y mírala hoy mismo =)  


Si quieres formar parte de nuestra comunidad de mamás, únete a nuestra página de Facebook, o síguenos por Twitter.

0 opiniones:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts with Thumbnails
 
Diseño © 2009-2014 BlogDesign.es - Textos © 2009-2014 Louma Sader Bujana